martes, 10 de enero de 2017

8. VAMPIRO. De Ptahmosis


Con densa neblina y humo,
nace el vampiro
luego de un prolongado sueño.
Abre sus ojos
Y la luna llena resplandece sobre su rostro.
Se levanta de su recinto,
toma fuerza, y sale a la calle
bajo destellos de luciérnagas.
Por horas recorre la tierra
en las garras de la llovizna
que presurosamente moja sus pies.
Vuelve el vampiro a su habitación
con palabras sangra en su lecho.
Cierra sus ojos,
se cubre con su capa negra,
en la espera de otro paseo nocturno.

Seudónimo: Ptahmosis

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.