sábado, 13 de mayo de 2017

5. BLOQUEADO. De La escriba sentada


—Espejito, espejito. ¿Quién es la más hermosa de este reino?: "Acceso denegado".
—Soplaré, soplaré y la casa tiraré: "Acceso denegado".
Lo mismo una y otra vez. Nos habíamos reído al elegir la contraseña de acceso a la cabina, pero no conseguía recordarla, seguramente a causa de la tensión acumulada tras la avería en el sistema principal de propulsión. A la deriva, avanzábamos hacia el sol, con un capitán que, enajenado y encerrado en la cabina de control, me había negado el permiso para intentar una última maniobra de retroceso. Comprendí que no había ya nada que hacer.
—Y colorín, colorado, este cuento se ha acabado.
Apoyé el arma. El estruendo del tiro en mi sien sepultó el chasquido de la cerradura al desbloquearse.

Seudónimo: La escriba sentada

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.